Compartir

Colombia: ONIC lanza campaña “Consulta Previa y Pueblos Indígenas”

La Organización Nacional Indígena de Colombia, ONIC, lanzó una campaña para promover la importancia de la consulta previa a los pueblos indígenas de ese país, tras considerar que algunos ministros de gobierno y medios de comunicación  han tratado de instalar la idea de que los pueblos son un obstáculo para el desarrollo de Colombia.

Mediante un comunicado publicado a mediados de este mes, la ONIC repudió la campaña mediática que presenta a los pueblos indígenas como los “causantes del freno” a las “locomotoras” de desarrollo que impulsa el gobierno mediante proyectos extractivos transgrediendo el derecho a la consulta previa.

La organización indígena recordó que la participación de los pueblos originarios en la construcción de las leyes de los Estados “constituye su mayor riqueza y un reconocimiento a su diversidad étnica y cultural, y no un obstáculo al buen vivir y al desarrollo”.

Observó que al gobierno nacional le interesa promover su agenda macro-económica que favorece los intereses de los grandes monopolios económicos y ha convertido la consulta previa en “un simple trámite administrativo, requisito o formalismo” y no en un derecho fundamental.

Precisó que el atraso en la agenda legislativa es responsabilidad del gobierno nacional y no de los pueblos indígenas y afros, toda vez que el gobierno ha desconocido el derecho fundamental a la consulta previa tratando de imponer una ruta metodológica que limita su alcance.

La ONIC responsabilizó al gobierno de Colombia por las agresiones que se deriven por las declaraciones de los ministros del Interior, Agricultura, Medio Ambiente, Transporte, Energía y Minas en el diario El Tiempo que “pretenden generar diferentes reacciones de discriminación, xenofobia y hostilidad” hacia los indígenas en la población.

Es falso que los costos que generan los procesos de consulta sean altísimos para el erario público -como lo presenta el gobierno- si se comparan con las millonarias ganancias que los proyectos generan a las compañías multinacionales, mientras se empobrece a los indígenas, campesinos, afros y sociedad en su conjunto.

La ONIC expresó estar de acuerdo en clarificar una ruta metodológica o protocolo para los procesos de consulta previa sin que esto implique renunciar o limitar el alcance de este derecho fundamental tal como lo establece el Convenio sobre Pueblos Indígenas 169 de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y la Declaración de las Naciones Unidas sobre los derechos de los pueblos indígenas.

En respuesta a esta situación, la organización lanzó la campaña  “Consulta previa y Pueblos Indígenas”, que busca crear conciencia en la sociedad colombiana respecto a la importancia de validar la riqueza de la cultura y la sabiduría indígena, respetando el derecho a la consulta previa.